Escrito por

Final de las emisiones analógicas

Aunque llegue con un pelín de retraso, sí creo que este tema merecía post propio en un blog dedicado a la televisión, y es que el titular de este post constituye uno de los eventos más importantes en la historia de la televisión española, comparable al paso de la televisión en blanco y negro a la televisión a color.

Nos ponemos en el primer lugar de Europa con este salto tecnológico del que ya se lleva hablando bastantes años y que por fin este sábado culminó con un éxito que parece rotundo. Sin embargo,  bastantes sombras aguardan la nueva televisión digital terrestre, popularmente conocida como la TDT, que aún tiene mucho camino por delante.

Muchos servicios hasta ahora ocultos parecen abrirse camino en un formato de televisión que requiere ciertos avances tecnológicos que, ¡Qué raro en nuestro país!, no todo el mundo tiene. Si los centros comerciales ya están haciendo hoy por hoy su agosto vendiendo los receptores TDT con un precio que con el paso de los días baja y baja más, pronto surgirán nuevos apartos que volverán a rentabilizar enormemente el sector.

Hasta el momento casi ningún receptor TDT de los vendidos, ni ninguna televisión, es compatible con los servicios interactivos que la TDT proporciona y de los que se habló mucho cuando se inició esta transición pero que actualmente están completamente desapercibidos. Además, tampoco ningún, o casi ningún TDT de los vendidos hasta el momento es compatible con la alta definición y, lo que es peor, muchas televisiones que sí son compatibles con la alta definición, no integran un descodificador compatible con este tipo de televisión, lo que supone un profundo lastre para todos aquellos españoles que se gastaron sus dineros comprando algo que ya está tecnológicamente atrasado.

En fin, se cumple un capítulo en la historia de la televisión de este país, pero aún nos quedan numerosos cambios tecnológicos.

¿Qué es lo que piensas?